Páginas vistas en total

lunes, 19 de marzo de 2012

Frustracion, Po favo, Pemicho, Gacha, Nenana


Mi niño esta cada día mas grande, y avanza a paso agigantados, tuvo control con el neurologo y lo encontro muy avanzado; lo saludo al ingresar (le dio la mano), estaba muy interesado en el "artillo" (o algo asi), martillo con que le vieron los reflejos, y mostró parte de su adorable caracter, cuando el doctor le pidio que le mostrara las manos: se las miró y las escondio en su espalda :-); "sabe lo que se le pide pero no quiere hacerlo", fue el comentario del doctor, lo cual igual lo encontro bien, pues es una forma de comunicarse, lo encontro más "aterrizado", mas interesado en su entorno, con mas intencion comunicativa, pero el quiere mas avance (no voy negar que yo igual, pero...), asi es que comenzamos a trabajar con los abstractos: arriba abajo, adentro afuera, derecha izquierda, etc.
Le comente que lo había llevado donde la doctora Flandez, y que ella pensaba que era u TEL, mmm, Guerra aun no se convence, de hecho se refiere al estado, sindrome, o lo que sea que tiene JD, como "este cuadro", aun no se amarra.
Con todo lo que he leido, igual lo entiendo, los problemas de integracion sensorial, lo acercan al TGD, el avance que a tenido, lo alejande él.
Me recordo algo que yo había bloqueado, me dijo que si Juanda no hubiese avanzado como lo ha hecho, hubiesemos tenido que comenzar con pruebas fisicas, examenes, inyecciones, resonancias y no se que más, ahora recuerdo que me lo dijo la primera vez que hablamos, pero lo borre o lo archive, era una preocupacion extra en ese momento, cuanto llegara el momento me preocuparía, Gracias a Dios, a Juanda, a sus "tias",o todos juntos, no tubimos que llegar a esa instancia.
Para que tengan una idea de como vamos avanzando, si bien no habla mucho, el es muy correcto, algo que maneja mas o menos bien son los convencionalismos sociales basicos, saludar, despedirse, pedir "pofavor", dar la "gachas" (que si es algo que le gusta en particular, viene unido a muchas risas y saltos y si le gusta demasiado, hasta aplausos),  y si uno le da las gracias por algo que él haya hecho, recibes un afecuoso "nenada".
Po otra parte, debo reconocer algo, citando a algunas personas que le leido; en este mundo de lo inmediato, de la felicidad instantanea, esto que no toca vivir con Juanda, tiene un lado positivo, valorar cada dia, cada avance, incluso cada retroceso, para ambos implica poner a prueba nuestra tolerancia a la frustracion, por parte de él, cada vez que intenta decirme algo y yo no lo entiendo, me retite un para de veces, en algunas ocaciones, consigo entender (o adivinar) en otras no y JD se enoja, me mira, con su manita se golpea en la pierna, trata de cruzar los brazos y arruga el seño (las pataletas han disminuido, salvo algunas veces en la tarde, pero es mas producto del cansancio que de otra cosa), por mi parte, igual me frustra no entenderlo siempre y no poder hacer más, me frustra el que no aun no aprenda a ir al baño ( en realidad, que no quiera aprender, por qe se niega..., pero bueno).
Él aprende y yo recuerdo, que lo que vale la pena, cuesta, cuesta esfuerzo, dedicacion, cariño, y que se paga con un "te quiero", un beso o un abrazo.